España es el país con más mujeres en operaciones de combate

DIARIODENAVARRA.ES-27/01/2013-COLPISA

La histórica decisión de la administración de Barack Obama de abolir la prohibición a las mujeres para que puedan estar en primera línea de combate en misiones internacionales quedó superada en España hace nada menos que 14 años. Desde entonces, las militares españolas luchan mano a mano con sus compañeros, forman parte de los comandos especiales, se exponen a los riesgos de las zonas de guerra y realizan tareas de inteligencia de alta cualificación. En definitiva, son uno más en los contingentes exteriores. Un estatus que recién ahora llega a Estados Unidos.

Este cambio en España data de 1999, cuando el Ministerio de Defensa aprobó la modificación del régimen de personal de las Fuerzas Armadas, mediante el cual se autorizó la presencia de las mujeres en las zonas de guerra, como ahora Afganistán o antes Irak. Este reglamento suprimió definitivamente las limitaciones existentes para incorporarse a cualquiera de los destinos profesionales, pese a que la presencia de las mujeres en los diferentes Ejércitos no fue posible hasta 1988.

Se trató, en suma, de equiparar las tareas con los hombres en las operaciones de combate, ya que muchas de ellas eran parte de unidades de ataque como fuerzas agregadas, en funciones de intérprete, servicios médicos o incluso conductoras de camiones militares, y a menudo en la retaguardia empuñando una ametralladora.

Es cierto que en conflictos no tradicionales donde no había una línea de fuego definida, cualquiera de esas tareas les enfrentaba al mismo riesgo que los hombres y les obligaba a estar a su altura para combatir, por ejemplo, la guerra de guerrillas que planteaban los insurgentes. Pero el reglamento de 1999 cambio por completo la percepción de las cosas.

MISIONES EXTRANJERAS
 
Las Fuerzas Armadas españolas cuentan ahora con entre un 7 y un 8% de mujeres en los contingentes internaciones, el mayor porcentaje de cualquier otro país de nuestro entorno que participa en estas misiones. Ello, pese a que hay Ejércitos que nos superan en el número total de efectivos femeninos, como Francia con un 15% o Estados Unidos con el 14,5%. Las militares españolas ya representan un 12,1% de los efectivos de las Fuerzas Armadas, unas 16.000.

La subsecretaria de Defensa, Irene Domínguez-Alcahud, considera que la decisión adoptada por Estados Unidos de abrir la puerta a las mujeres en las operaciones de combate es "muy positiva, consecuencia de la evolución de la experiencia que se ha adquirido en las misiones internacionales, donde las soldados aportan un valor añadido".

Este suplemento se materializa en las tareas de registros y detención de mujeres o en los servicio de inteligencia por el hecho de que a las militares la resulta más fácil recibir información de otras mujeres y de niños, y en los países islámicos las actividades sanitarias deben ser llevadas a cabo por ellas, según la responsable del día a día del Ministerio.

Además, en base a sus méritos y capacidad de liderazgo, el máximo empleo ocupado por una mujer es el de teniente coronel. "Actualmente hay 11 tenientes coroneles y 251 comandantes, pero estoy segura de que pronto ascenderán y, por lo tanto, podremos ver mujeres generales en nuestros ejércitos", señaló el viernes la subsecretaria de Defensa en un foro sobre la mujer en las Fuerzas Armadas.

Bookmark and Share
Opiniones
No existen opiniones para este elemento.
Calle Génova 15
28004 Madrid
Teléfono: 91 557 70 71. Fax: 91 319 69 29
e-Mail: info@mujeresenigualdad.com
Facebook Twitter Flickr Youtube

Esta página está optimizada para navegadores
Chrome, Internet Explorer 9 y Firefox 4.0

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra
política de cookies