¿Es una medida eficaz detectar los malos tratos en la consulta médica?

ELMUNDO.ES-06/08/2009-ISABEL F.LANTIGUA 

Falta de consenso sobre aplicar un cuestionario a las mujeres para hallar malos tratos

El abuso físico, sexual y psicológico a las mujeres por parte de sus parejas es un mal extendido en todo el mundo. Ante esta situación, que constituye, entre otras muchas cosas, un problema de salud pública, algunas organizaciones y profesionales sanitarios -incluida la Asociación Médica Americana-, recomiendan que las pacientes adultas sean interrogadas sobre el tema de manera rutinaria en la consulta, independientemente del motivo por el que hayan acudido al médico. Sin embargo, otros especialistas se oponen, dada la falta de datos sobre la eficacia de esta técnica.

Un nuevo estudio, realizado por expertos de Canadá y EEUU y publicado en 'JAMA', trata de arrojar un poco de luz a la cuestión. Los investigadores reclutaron a 6.743 pacientes femeninas de 12 clínicas de Ontario (Canadá) entre julio de 2005 y diciembre de 2006 y las siguieron durante 18 meses. De ellas, 3.271 completaron el cuestionario WAST (Woman Abuse Screening Tool) antes de pasar al médico, mientras que el resto lo hizo una vez que ya había finalizado su consulta.

También se sometieron a otro instrumento conocido como CAS (Conflict Tactics Scale). Antes de iniciar la investigación, todas las pacientes recibieron una tarjeta, con direcciones y teléfonos útiles para las víctimas del maltrato.

¿Son las peleas frecuentes en el hogar?, ¿suelen terminar con patadas o golpes?, ¿alguna vez tu pareja te ha dicho que no eres lo suficientemente buena? Son algunas de las preguntas que tenían que responder con una puntuación entre 0 (nunca), 1 (alguna vez) y 2 (a menudo). En total figuran ocho interrogantes y, si el resultado final es de cuatro o más puntos, se considera que la mujer está en riesgo de sufrir violencia doméstica.

Aquellas mujeres con menos estudios y sin pareja estable obtuvieron las puntuaciones más altas y, por tanto, aparecían con mayor riesgo de padecer malos tratos a manos de sus parejas.

Pero, salvo esta conclusión, los autores observaron que las diferencias entre las mujeres de ambos grupos respecto al riesgo de sufrir malos tratos o síntomas depresivos y en cuanto a la mejora en la calidad de vida no eran estadísticamente significativas. "Al final del periodo estudiado todas las mujeres habían experimentado cierta mejoría en su calidad de vida, independientemente de si hicieron el test antes o después", explican.

No obstante, los datos son algo limitados ya que un 43%, en el grupo que hacía el WAST en primer lugar, y un 41% en el otro abandonaron el estudio antes de tiempo.

"Nuestra investigación no muestra que esta estrategia ofrezca beneficios claros, por lo que necesitamos más datos y más estudios antes de apoyar que se aplique de forma universal en todas las consultas", escriben los investigadores.

El 'screening' no es suficiente
Aunque una de las preocupaciones que surgen respecto a esta técnica es la posibilidad de que sea contraproducente, por si las parejas se enteran del interrogatorio y toman represalias, el trabajo demuestra que esto no sucedió en ningún caso.

Un editorial que acompaña al estudio, firmado por Kathryn E. Moracco y Thomas B. Cole, de la Universidad de Carolina del Norte en Chapel Hill (EEUU), recoge que con sólo esta técnica no es suficiente, "ya que, en caso de que la mujer esté en riesgo, tendría que ir acompañada de recursos legales, sociales y otros servicios". Además, los profesionales sanitarios deben estar muy bien entrenados y saber cómo enfrentarse a este cuestionario.

Y, aunque la mayor parte de las participantes en la investigación afirmaron no tener ningún problema con el cuestionario, está por ver si todas las mujeres aceptan este tipo de preguntas cuando van al médico.

Sin embargo, los expertos de la Universidad de Carolina del Norte sí ven una cosa positiva en el cuestionario y es que "no sólo sirve para detectar el riesgo que tiene de sufrir violencia sino que puede ayudar a mejorar el diagnóstico de sus problemas médicos, ya que pueden venir derivados de los malos tratos".

"Numerosas organizaciones recomiendan integrar esta evaluación rutinaria en las consultas. Pero por el momento no existen evidencias suficientes que justifiquen esta recomendación", concluyen.

Bookmark and Share
Opiniones
No existen opiniones para este elemento.
Calle Génova 15
28004 Madrid
Teléfono: 91 557 70 71. Fax: 91 319 69 29
e-Mail: info@mujeresenigualdad.com
Facebook Twitter Flickr Youtube

Esta página está optimizada para navegadores
Chrome, Internet Explorer 9 y Firefox 4.0

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra
política de cookies