El paso de la provocación al trato denigrante

ABC.ES-22/12/2011-M.TRILLO,J.F.ALONSO,R.FERNANDEZ

La rifa de una noche de hotel con una mujer en Cantabria plantea el debate de los límites del sexo como reclamo 

El reclamo de la sensualidad como gancho para hacer negocio no es nuevo. La publicidad está lleno de ejemplos a diario. Sin embargo, rifar una noche con una mujer latina y una botella de whisky parece otra cosa. ¿Dónde está el limite? El paso al trato denigrante puede ser muy corto.

Noche con chica y whisky

Aunque finalmente se ha cancelado tras el escándalo que ha provocado, este 22 de diciembre se había anunciado en Cantabria un sorteo con un premio «gordo» muy particular. Al precio de 20 euros, se vendían en un locutorio y una peluquería de Santander, así como en otros dos establecimientos de Anero y Laredo, las papeletas para optar a una noche de hotel que incluía la chica y una botella de whisky. Los encargados de estos locales han retirado ya los carteles en los que una exuberante chica en ropa interior anunciaba el sorteo y el premio, y han anulado la rifa. Al parecer, se había concebido para un grupo de amigos y conocidos, pero el organizador cometió el error de publicitarla también entre los clientes, con lo que el revuelo ha sido mayúsculo.

La noticia llegó a oídos de la Dirección General de la Mujer, que denunció los hechos. La Policía Nacional abrió una investigación para conocer qué hay detrás de la rifa y si la chica que iba a participar en ella existe realmente y, en tal caso, si es mayor de edad y si dio su consentimiento o fue engañada. Fuentes policiales han indicado a ABC que, en principio, parece «difícil» que exista delito, más si se tiene en cuenta que el cartel solo hace alusión a «una noche de hotel», sin especificar si se trata de sexo o simple compañía. Lo que sí podría darse es una estafa en grado de tentativa y una infracción administrativa, al no estar autorizada la rifa por el Gobierno. En cualquier caso, la presidenta de la Asistencia a Víctimas de Agresiones Sexuales (CAVAS) en Cantabria, Eva Gómez, ha declarado a Efe que esta supuesta rifa «nos sitúa nuevamente en el deplorable escenario de mercadear con la mujer cual jamón de jabugo».

Este caso recuerda algo al de la localidad madrileña de Navas del Rey, donde, el pasado año, un club llamado «Skandalo» subastaba una chica con motivo de su reinauguración.

Pero se pueden encontrar ejemplos en multitud de fiestas y concursos que se organizan en locales nocturnos que no van muy lejos del caso de Cantabria y en los que no siempre es fácil fijar la frontera tolerable.

Puja con billetes de Monopoly

Hace un par de años, fue sonada la organización en un conocido local de Granada de una fiesta en en la que chicos pujaban con billetes de Monopoly por llevarse una chica soltera. En aquella ocasión intervino incluso la Fiscalía de Menores, ya que el evento, anunciado con el mensaje «Si estás soltera, subástate. Si estás soltero ¡puja!», se había organizado en el horario dirigido al público de hasta 18 años. La entonces ministra de Igualdad, Bibiana Aído, también se pronunció para censurar este tipo de actos.

Premio, aumento de pecho

En la Comunidad Valenciana, la discoteca Pachá anunció hace tres años un sorteo cuyo premio era un aumento de pecho valorado en 4.500 euros. Después de las críticas recibidas, los propietarios de la sala optaron por sustituirlo por un tratamiento de estética en el transcurso de una fiesta, bautizada como «Pretty Woman». Sin embargo, la presión de la Generalitat Valenciana, de las organizaciones sindicales y del propio Ministerio de Sanidad, entonces dirigido por Bernat Soria, hizo que se suspendiera.

Este tipo de iniciativas que ligan los reclamos relacionados con la cirugía estética y las jóvenes surgieron en 2008 en Argentina, donde en algunas provincias fueron prohibidas, y se exportaron rápidamente a España, donde, además de en Valencia, se registraron otros en Sevilla o Palma de Mallorca.

Ayer mismo, la discoteca sevillana «Gabana by Love», radicada en la avenida de Blas Infante, y el centro de medicina estética «Golden» desconvocaron el evento previsto para este jueves en la citada discoteca para sortear una operación de cirugía estética.

Según la dirección de la discoteca, fue equivocadamente promocionado a través de Internet por un relaciones públicas al difundir la rifa de una operación de aumento de pechos, informa Ep.

Regalo de consoladores

Más tarde, en enero de 2010, la polémica saltó con el caso de la discoteca Cuomo, situada en el polígono de la localidad valenciana de Mislata, que regaló 400 consoladores (promocionados como los «más vendidos de Europa») entre su clientela femenina. Los varones recibieron preservativos en una fiesta que tuvo como lema «Vas a vibrar».

Cartel sexista

Pero la línea no está clara. También en la Comunidad Valenciana, el pasado verano se tuvo que cancelar la llamada «Gandía Sound Parade», que en principio contaba con el respaldo municipal, por una denuncia del grupo socialista que consideraba su cartel anunciador tenía «contenido sexista».

En ese caso había mensajes en inglés poco finos como «We love this fucking place», que podría traducirse por «Amo este jodido sitio» y se veía un dedo índice haciendo una «peineta», entre otros elementos gráficos.

Lanzamiento de enanos

El debate se podría aún a otros campos, no solo al de la discriminación de la mujer. Aunque no parece que en España haya arraigado la costumbre, en algunos países, sobre todo del ámbito anglosajón, sí es relativamente popular el «lanzamiento de enanos». Esta práctica, que algunos se atreven a denominar «deporte», ha vuelto a la actualidad después de que el pasado octubre Richt Workman, un congresista republicano, propusiera que se permitiera de nuevo en el estado de Florida, donde se había prohibido hace ya más de 20 años.

A su juicio, tal prohibición es un obstáculo a la creación de empleo para este colectivo. «¿Por qué querríamos impedir que la gente logre un empleo remunerado?», se preguntaba en declaraciones recogidas por The Palm Beach Post. Aunque admitía que «es repulsivo y estúpido», considera que «no es asunto del estado si alguien quiere hacerlo».

El altavoz de internet

«Los comportamientos “frikis” o extraños los ha habido siempre y en cualquier parte del mundo. Lo que ha cambiado es su difusión en la web y en las redes sociales, y el efecto imitación correspondiente», explica el profesor de Psicología en la Universidad Complutense, Enrique García Huete. «Antes —explica—, a alguien se le podía ocurrir lanzar enanos en un pub de Manchester, pero la supuesta gracia se quedaba ahí. El efecto multiplicador de internet nos lleva a encontrar ese comportamiento en muchos otros lugares del mundo». García Huete recuerda que, durante mucho tiempo, en España los amigos «regalaban» una noche con una prostituta antes de que un chico fuera a la mili. «Pero eso no salía del ámbito privado. Ahora se sortea una chica en una discoteca, y puede que al dueño de otra en algún punto el mundo le haga gracia el asunto y lo imite», concluye.

Bookmark and Share
Opiniones
No existen opiniones para este elemento.
Calle Génova 15
28004 Madrid
Teléfono: 91 557 70 71. Fax: 91 319 69 29
e-Mail: info@mujeresenigualdad.com
Facebook Twitter Flickr Youtube

Esta página está optimizada para navegadores
Chrome, Internet Explorer 9 y Firefox 4.0

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra
política de cookies