La Estrategia para la Erradicación de la Violencia contra la Mujer promoverá códigos de autorregulación publicitaria para prevenir conductas machistas

MºSANIDAD,SERVICIOS SOCIALES E IGUALDAD-26/07/2013

•Acuerdo en el Consejo de Ministros
•La ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato, ha presentado al Consejo de Ministros un documento con más de 250 medidas articuladas y con una asignación presupuestaria de 1.539 millones de euros para los próximos tres años
•La redacción de la Estrategia Nacional contra la violencia de género ha concitado la participación de las administraciones autonómicas y locales, de la esfera judicial y del tejido asociativo especializado
•No hay precedentes en España de un texto “integrador” en el campo de los malos tratos como esta Estrategia, que parte de una premisa, combatir la violencia de género como foco más execrable de desigualdad de la mujer, y convierte a España en un país de vanguardia en lo que a esta lucha se refiere
•Gracias a las actuaciones recogidas en la Estrategia, la protección de la mujer sale fortalecida, al tiempo que se estrecha el cerco sobre el maltratador gracias a medidas como la ampliación de la libertad vigilada y la tipificación como delitos del acoso, hostigamiento o manipulación de brazaletes electrónicos
•Se ampliará y enriquecerá la información ya existente y se incidirá en la educación y formación, tanto en el personal docente como en el sanitario 
  
El Consejo de Ministros ha dado hoy el visto bueno a la Estrategia Nacional para la erradicación de la violencia sobre las mujeres, un documento sin precedentes que recoge alrededor de 260 medidas destinadas a combatir los malos tratos. Estructurado en varios ejes de actuación, el texto del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad se propone para los próximos tres años apuntalar actuaciones en los campos de la prevención, la detección de malos tratos, la sensibilización, la atención personalizada, la coordinación administrativa e institucional y la asistencia a los grupos más vulnerables, en especial los menores y las mujeres inmigrantes, mayores, con discapacidad o residentes en núcleos rurales. La asignación presupuestaria supera los 1.530 millones de euros, de los que 1.200 proceden de los ministerios implicados y el resto de las CCAA. 

La ministra Ana Mato considera que la Estrategia contra la violencia de género coloca a España en la vanguardia de esta lucha, no sólo en la Unión Europea, sino en todo el mundo, pues, entre otros fines, se plantea la configuración de un registro de información que, partiendo de lo ya existente, se enriquecerá con nuevos parámetros, sobre todo en el ámbito de las mujeres heridas o lesionadas por malos tratos. La pretensión de la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género es abarcar a todas las mujeres agredidas a través de un proceso escalonado y progresivo, ya que hasta la fecha no se ha hecho nada en este campo. 

El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad recuerda que en lo que va de año son ya 29 las mujeres asesinadas y 28 los menores huérfanos (precisamente una nueva estadística creada esta legislatura). Según ha afirmado en multitud de ocasiones la ministra, el Gobierno “no descansará mientras haya una sola muerte por violencia de género y mientras una sola mujer sea maltratada”. 

La lucha contra la violencia de género es “una prioridad de prioridades” del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, y así, cada una de las actuaciones al respecto se han guiado por dos principios: el respeto a la dignidad y a los derechos humanos, y la lucha contra la desigualdad, ya que aquí radica el origen de la violencia que sufren las mujeres. 

La Estrategia Nacional compila todas las medidas hechas y todas las que el Ministerio quiere llevar a cabo, y dentro de un marco de consenso, toda vez que el texto ha contado con la participación de las CCAA, los entes locales, el CGPJ y las asociaciones de mujeres. 

Los ejes de dicha Estrategia son:

-  PREVENCIÓN Y EDUCACIÓN 

La denuncia es la llave que permite a la administración, con todos sus recursos operativos, entrar en una situación de malos tratos. La eficacia en la lucha contra la violencia de género se consigue mediante la ruptura del silencio que viven muchas mujeres, temerosas de denunciar la situación por la posible represalia de su pareja o expareja, o por la incertidumbre con sus hijos. De acuerdo con los datos de la Delegación del Gobierno, el 72% de las mujeres que denuncian, salen al final de la espiral de la violencia de género. 

Para animar a la denuncia, bien de la propia víctima, bien de su entorno, hay que incentivar el conocimiento, la información y la sensibilización. El Gobierno ha puesto en marcha la plataforma “Hay Salida” y recientemente estrenó una aplicación de telefonía móvil dirigida a prevenir y detectar casos de maltrato de los que quizá la mujer no es consciente. También se desarrollará una versión en Internet del teléfono 016, en la que se podrán realizar consultas y comunicar denuncias y obtener, en respuesta, una atención personalizada. 

La colaboración de los medios de comunicación resulta esencial, y por ello, el Ministerio promoverá códigos de autorregulación publicitaria con líneas de prevención de conductas machistas. 

Lo mismo puede aducirse del personal sanitario, cuya implicación es fundamental. Que un médico o profesional de la sanidad detecte temprano que una mujer está siendo maltratada resultará clave para ayudar a esa mujer. Por ello, habrá materias específicas sobre la violencia a la mujer en el contenido formativo troncal de las especialidades médicas. 

- ASISTENCIA PERSONALIZADA

 Informar a la víctima de manera cercana se erige en una prioridad. Una de las tareas que se ha marcado el Ministerio consiste en informar a las mujeres de su derecho a una asistencia jurídica gratuita desde el mismo momento en que decide interponer una denuncia. La asistencia continuará durante todo el proceso, y siempre sin pagar tasa alguna. 

Gracias a la Plataforma “Hay Salida”, se ha consolidado la Red de Empresas por una Sociedad Libre de Violencia de Género en dos direcciones: para sensibilización y para inserción laboral, consciente como es el Ministerio de que la independencia económica es factor indispensable para que una mujer deje atrás los malos tratos. Hasta la fecha, en el marco de la Red, 463 mujeres han podido acceder a un puesto de trabajo. 

Asimismo, se extenderá la libertad vigilada hasta un máximo de 5 años, se fortalecerá el seguimiento de los reclusos condenados por violencia de género cuando dispongan de algún permiso penitenciario y se tipificará como delito la manipulación de los brazaletes electrónicos. 

- ATENCIÓN A GRUPOS VULNERABLES 

Un 70% de las mujeres que sufren malos tratos tiene hijos menores a su cargo. Para proteger también a los menores de esta lacra, el Gobierno cambiará la Ley Integral para incluirlos como víctimas de la violencia de género, algo que no se había acometido nunca. Las asistencias social y psicológica a los menores será, por tanto, una prioridad en la Estrategia, tal y como consta, además, en el Plan de Infancia ya aprobado. 

Asimismo, el uso del 016 será accesible para las mujeres con discapacidad, se repartirán las campañas y el material didáctico de la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género entre las asociaciones de mujeres inmigrantes (el 30% de las víctimas mortales de este año) y se dará formación especializada al personal sanitario de los núcleos rurales, lo que ayudará a las mujeres que residen en estas zonas. 

Para atajar conductas machistas entre la población joven, pues son origen en muchas ocasiones de situaciones de violencia de género, se ha creado la aplicación de telefonía móvil, “Libres”, y se impartirán nociones al cuerpo docente sobre cómo detectar posibles casos de chicas maltratadas. La educación es fundamental.

- OTRAS FORMAS DE VIOLENCIA DE GÉNERO 

El nuevo Código Penal considerará delito los matrimonios forzados, algo que consta en la Estrategia, así como el hostigamiento o acoso a la mujer. Pero además, por primera vez en España, se desarrollará un protocolo sanitario específico contra la mutilación genital femenina. 

- COORDINACIÓN INSTITUCIONAL 

La coordinación entre administraciones e instituciones cristalizará, entre otros instrumentos, en la Red Nacional de Casas de Acogida, cuyo funcionamiento estará regido por la atención personalizada. Así, un protocolo de derivación tendrá en cuenta las circunstancias de la mujer para decidir un destino u otro, y sobre todo, permitirá que los casos más graves se resuelvan en un máximo de 24 horas. 

- INFORMACIÓN Y VISIBILIDAD

 La lucha contra la violencia de género cuenta con un elenco estadístico muy amplio que el Gobierno, no obstante, quiere seguir aumentando. La ministra Ana Mato considera que cuanta más información exista, mayor visibilidad se le otorgará a esta lacra, y en consecuencia, mayor sensibilización se generará en la sociedad. La lucha contra la violencia de género es una lucha de todos los ciudadanos. 

Por medio de la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género, se efectuarán encuestas periódicas y se irán añadiendo nuevos parámetros. Ya incluidas las estadísticas sobre los menores huérfanos y los menores asesinados, el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad se propone profundizar en un campo que nunca antes se ha abordado: el de las mujeres heridas. El objetivo consiste en abarcar a todas mediante un proceso de recopilación paulatina de la información, y así, paso a paso, se irán añadiendo nuevos indicadores. Desde que comenzó a registrarse estadísticamente la violencia de género, nunca nadie computó a las mujeres heridas por malos tratos. 

También se promoverán estudios sobre el ciberacoso, la exposición de los menores a la violencia de género o la creación de una base de datos de buenas prácticas sanitarias. 

Bookmark and Share
Opiniones
No existen opiniones para este elemento.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra
política de cookies