El accidente de Villota aleja a la mujer de la Fórmula 1

La piloto española vio truncado su sueño de ser la tercera fémina en pilotar en la categoría reina del motor tras sufrir un grave accidente.
DIARIOSEVILLA.ES-10/07/2012-IGNACIO ENCABO

 

El buque insignia de las mujeres en la  Fórmula 1, la española María de Villota, vio truncado su sueño de ser  la tercera fémina en pilotar en la categoría reina del motor tras  sufrir un grave accidente, y se aleja así la posibilidad de que una  mujer vuelva a irrumpir en el motor, un mundo dominado por hombres.  "Acababa de ser nombrada embajadora de la FIA para la comisión de  mujeres y teníamos muchas esperanzas puestas en ella porque es una  persona muy carismática", lamentó Carlos Gracia, presidente de la Federación Española de  Automovilismo. 

A diferencia de las otra tres embajadoras (la austríaca Monisha  Kaltenborn, directora ejecutiva de la escudería Sauber; la alemana  Susie Wolff, piloto de pruebas del campeonato alemán de turismos; y  la británica Katherine Legge, piloto de la Indy Car), De Villota era  la que podía dar el salto al asfalto. De Villota chocó contra la rampa de un camión el 3 de julio  durante unos entrenamientos con el equipo Marussia en el aeródromo de  Duxfurd, Reino Unido. Su coche se salió de la trazada e impactó  gravemente contra el camión por razones aún desconocidas y que están  siendo investigadas. 

Tras una operación de cara y cráneo de casi 11 horas se  confirmaron los malos presagios: perdió el ojo derecho y su estado,  una semana después del accidente, sigue siendo grave aunque estable. El motor es un deporte reservado a los hombres: sólo dos mujeres,  las italianas Maria Teresa de Filippis y Lella Lombardi, llegaron a  pilotar un Fórmula 1.  De Villota podría haber sido la tercera, pero ahora, tras el  accidente, se abre una cuestión: ¿cómo afectará a la futura inclusión  de más mujeres en el mundo del motor? 

La española lucía sin complejos su melena rubia por los circuitos  y perseguía un sueño. "Quiero correr, quiero estar delante, quiero  revolucionar todo esto", dijo De Villota antes del comienzo de la temporada 2012 de la Fórmula 1.  "Se le ha podido acabar una parte del sueño pero lo que sí está  claro es que aunque te falte un ojo, la vida no se termina ahí",  aseguró Gracia pensando ya más en la persona que en la piloto. 

Hija de Emilio de Villota, el primer español en competir en la  Fórmula 1, la piloto "tenía experiencia y muchas posibilidades de  haberse sentado en un Gran Premio", aseguró Gracia.  Aunque no disputó ningún Gran Premio, De Villota era una mujer  conocida y querida dentro del mundo del motor, como demuestra la  enorme repercusión internacional de su tragedia. "Se ha ganado el reconocimiento a pulso. Es una persona muy  carismática y todo el mundo la quiere. Ha sido una reacción  absolutamente positiva", agregó el máximo mandatario del motor en España.

Bookmark and Share
Opiniones
No existen opiniones para este elemento.
Calle Génova 15
28004 Madrid
Teléfono: 91 557 70 71. Fax: 91 319 69 29
e-Mail: info@mujeresenigualdad.com
Facebook Twitter Flickr Youtube

Esta página está optimizada para navegadores
Chrome, Internet Explorer 9 y Firefox 4.0

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra
política de cookies