Casi 5.000 tituladas universitarias regresan a las tareas de la casa

El 8% de las mujeres con estudios superiores se ha desenganchado del mercado de trabajo en el último año, aunque todavía representan el 54% de este colectivo · Entre los hombres la tendencia no es tan acusada
GRANADAHOY.COM-13/06/2012-A.B.

La población activa de Granada cuenta actualmente con 96.800 titulados universitarios. Más de la mitad (54,7%) son mujeres. Sin embargo, su peso en este colectivo cae a pasos agigantados. Durante el último año, según la Encuesta de Población Activa (EPA), han desaparecido 4.900 tituladas, es decir, algo más del 8%. Se trata de mujeres que han arrojado la toalla y ya ni trabajan ni buscan empleo. En el primer trimestre de 2011 había 57.900 tituladas en activo. Ahora quedan 53.000.

El profesor de Teoría e Historia Económica, José Luis Torres, relaciona este fenómeno con el conocido como "efecto del trabajador desanimado": profesionales que abandonan porque pierden la esperanza de hallar un empleo en tiempos de crisis. Las deserciones son mayores a medida que las adversidades aumentan y la crisis se alarga. La tendencia se acusa más en las economías más frágiles.

¿Y por qué tantas mujeres y precisamente universitarias? Torres intuye que puede ser porque son las que tienen más posibilidades de desconectarse. "Si una mujer tiene dificultades para hallar un empleo puede dejar de buscar si en la familia hay otro miembro con trabajo. Por eso es el colectivo que más retrocede en la población activa, pero también el que más crece en los periodos de expansión económica, porque esas mujeres que ahora salen, después regresarán, claro que mientras tanto se pierde capital humano".

¿Dónde están? La emigración de los titulados y la prolongación de los estudios universitarios son dos explicaciones. Los posgrado han crecido de forma exponencial por diferentes motivos desde que apareció la crisis y la huida a otros países también está a la orden del día. Sin embargo, José Luis Torres advierte que no son en términos relativos tantos los que se van ni los que siguen estudiando. Por tanto, teme que lo que se esté produciendo sea un regreso de tituladas universitarias a la casa, a las tareas domésticas.

Entre los hombres también ha decrecido la población activa pero no tanto. En el último año se han registrado 3.400 titulados menos (-7,2%), de modo que ahora son 43.800 activos frente a los 47.200 de hace un año.

Se da, además, la circunstancia de que al tiempo que cae la población activa femenina con estudios superiores, retrocede en la misma magnitud la cifra de mujeres ocupadas. En el primer trimestre de este año eran 39.600, exactamente un 17,8% menos que en marzo de 2011 (48.200). Durante el mismo periodo, el colectivo masculino anotó 4.800 ocupados menos, hasta descender a los 37.100 (11,4%). La emigración y la prolongación de la vida académica aparece como una solución más viable para los titulados más jóvenes.

Hace cuatro años concluyeron sus estudios superiores en la Universidad de Granada 7.691 alumnos (63,7% mujeres). A 6 de octubre del año pasado estaban dados de alta en la Seguridad Social el 61,6%. Tres años antes la empleabilidad de los egresados era 13 puntos superior, de acuerdo con los informes sobre inserción laboral que cada año elabora la Universidad de Granada. 

Entonces no había ninguna titulación que se aproxime a la tasa media de paro actual de la provincia (31,6%). Estos datos se explican porque gran parte de esos estudiantes han preferido continuar los estudios antes de iniciar la búsqueda de empleo y otros directamente han elegido la emigración.

Estos informes arrojan algunos resultados sorprendentes. Por ejemplo, entre los egresados de Humanidades durante el curso 2007/2008 se detectó que un año después figuraban como demandantes de empleo el 23,3%. En octubre del año pasado, de acuerdo con las cifras que obtiene la UGR al cruzar sus listados de licenciados con la Seguridad Social, la tasa de paro entre sus últimos titulados en estas carreras era del 51,8%.

Según el último informe de la EPA, correspondiente al primer trimestre de 2012, de las personas que están inactivas en Granada, que rondan los 333.500, un 20% está estudiando y un 25% se dedica a las labores del hogar (78.200 mujeres y 5.600 hombres).

La UGR confirmó en su último estudio que un 42% de las egresadas hace ya cuatro años están actualmente en paro. Aunque las que se licenciaron en carreras de Ciencias de la Salud, como Medicina, Odontología, Farmacia o Enfermería tienen más de 84% de inserción laboral.

Bookmark and Share
Opiniones
No existen opiniones para este elemento.
Calle Génova 15
28004 Madrid
Teléfono: 91 557 70 71. Fax: 91 319 69 29
e-Mail: info@mujeresenigualdad.com
Facebook Twitter Flickr Youtube

Esta página está optimizada para navegadores
Chrome, Internet Explorer 9 y Firefox 4.0

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra
política de cookies