Las mujeres, discriminadas por ser madres

EXPANSION.COM-30/12/2010

 

Un 80% de consultados por Randstad cree que las mujeres sufren discriminación laboral por ser madres. También consideran que hay más discriminación los españoles frente a los extranjeros (81,15% frente a 75,86%), así como los mayores de 45 años (83,61% de los encuestados).

A pesar de la crisis económica y de la situación convulsa del mercado laboral, los trabajadores siguen reclamando mejoras en sus condiciones laborales, en especial, aquellas relacionadas con la conciliación y con la posibilidad de compatibilizar empleo y vida familiar.

Dentro de estas cuestiones, uno de los temas candentes de la actualidad ha sido la ampliación de la baja de maternidad y, en general, las medidas que favorezcan la introducción y permanencia de la mujer en el mercado laboral. Randstad, líder en soluciones de recursos humanos, ha preguntado a una muestra aleatoria de 900 trabajadores sobre esta cuestión y la opinión de los trabajadores es clara.

Un 80% de consultados por Randstad cree que las mujeres sufren discriminación en el mercado laboral por ser madres. Este porcentaje es aún mayor cuando se pregunta al colectivo femenino: un 88,80% así lo reconoce.

También consideran que hay más discriminación los españoles frente a los extranjeros (81,15% frente a 75,86%), así como los mayores de 45 años (83,61% de los encuestados).

Lo cierto es que a día de hoy las mujeres son todavía quienes llevan mayoritariamente el peso de la familia y eso influye directa o indirectamente en su futuro laboral. En la mayoría de los casos dejar a un lado temporalmente la carrera profesional o retrasar el acceso a puestos de mayor responsabilidad es una decisión personal. Pero todavía es común encontrar empresas que ven la maternidad como un obstáculo y creen que la mujer no puede trabajar al mismo ritmo que sus compañeros varones cuando es madre.

Como en tantos otros temas, es en la cúpula de las empresas donde debe comenzar el cambio. Son los directivos los que tienen que buscar mecanismos que aseguren la paridad en el acceso a los puestos y en las tareas y responsabilidades otorgadas. Junto a estas medidas, se deben crear y promover medidas de conciliación para hombres y mujeres que ayuden a compatibilizar la vida familiar y laboral.

¿Ampliar la baja de maternidad?
Si la situación económica lo permite, España mantendrá la ampliación de la baja de maternidad de 16 a 20 semanas a partir de 2012, a pesar de que la Unión Europea ha denegado esta opción en las últimas semanas. Con esta medida, se intenta posicionar a nuestro país entre aquellos más avanzados en medidas de conciliación entre la vida personal y familiar. Un 92,38% de los consultados considera que se debería ampliar la baja de maternidad a 20 semanas.

Aunque leves, se pueden encontrar pequeñas diferencias según los grupos. Esta cifra es aún mayor en el caso de las mujeres, y llega al 95,48%, ya que son ellas las principales demandantes de mayor conciliación en la empresa, así como las personas menores de 35 años. Por procedencia, los españoles están más predispuestos que los extranjeros (un 92,19% frente a un 87,36%). Y, por último, a mayor nivel de estudios, más favorables se muestran los candidatos a ampliar las medidas a favor de la conciliación y de la maternidad.

Alrededor de este debate se abren numerosas cuestiones. Por un lado, y especialmente relevante en la actualidad, es cómo la ampliación del permiso de maternidad puede afectar a la sostenibilidad del sistema social, ya que el coste sería demasiado alto en un momento como el actual. El permiso por maternidad en España dura 16 semanas y extenderlo a 20 podría llegar a costar 988 millones de euros al año, según un estudio de la Eurocámara.

Por otro lado, y pensando más a largo plazo, se generan una serie de dudas sobre esta medida. En primer lugar, los detractores de la ampliación aluden a que la ampliación del permiso de maternidad puede provocar una mayor discriminación entre hombres y mujeres. Las empresas pueden entender que es más rentable contratar a un hombre que a una mujer, asumiendo que la ampliación del permiso de la madre supone un perjuicio para la compañía, que tiene que romper su ritmo de trabajo por esta situación personal.

Por el contrario, cada vez son más los que abogan por un alargamiento del permiso de maternidad. Los empleados valoran por encima de otros factores la posibilidad de conciliar con facilidad la vida personal y laboral. Tanto es así que se sitúa por encima de otros factores, como salario, formación o posicionamiento de la compañía, en especial entre las mujeres. De esta manera, las empresas que no respondan a las expectativas de sus empleados se pueden enfrentar a una fuga de talento en los próximos años.

Bookmark and Share
Opiniones
No existen opiniones para este elemento.
Calle Génova 15
28004 Madrid
Teléfono: 91 557 70 71. Fax: 91 319 69 29
e-Mail: info@mujeresenigualdad.com
Facebook Twitter Flickr Youtube

Esta página está optimizada para navegadores
Chrome, Internet Explorer 9 y Firefox 4.0

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra
política de cookies