Escoltas de cuatro patas para mujeres víctimas de la violencia de género

Animales especialmente adiestrados para defender las 24 horas del día a su protegida del agresor · Portan un bozal con punta de acero al estar prohibida la mordida en España
ELALMERIA.ES-24/09/2012-Mª VICTORIA REVILLA

No importa cuál sea su nombre real. A María su ex pareja sentimental intentó matarla y desde entonces vive presa ante ese posible segundo ataque. "Sé que volverá a por mí, el miedo, la alerta, la llevo siempre conmigo, pero ya no es lo mismo. Voy con mi perro". Es su guardaespaldas, especialmente entrenado para protegerla del agresor las 24 horas del día por un centro murciano que ahora ha abierto una delegación en Almería. Ofrecen perros escoltas, llamados perros escan, a mujeres víctimas de la violencia de género.
 
María no hizo caso de las advertencias de la Policía cuando decidió retirar las denuncias contra su ex pareja. "Lo sé, ya me lo dijeron, le di alas para que hiciera conmigo lo que quisiera y después de cuatro años y medio de relación, intentó matarme". Su agresor está en la cárcel. Puede decirse que ella también porque el miedo la ha tenido encerrada, paralizada, hasta que "en el Cuartel me hablaron de los perros escolta, me informé (www.solcan.org) y me puse en contacto con ellos".
 
Es Solcan, la empresa murciana que trabaja en el adiestramiento canino dirigido a la protección de las víctimas de maltrato. "La idea surgió cuando a nuestro centro llegó una víctima, estaba asustadísima y empezamos a conjugar el perro de terapia con la protección, para que ganara en autoestima y pudiera salir a la calle de nuevo sin temor". El proyecto de Fernando Soleto ha ido en estos dos años y medio tomando forma y, sobre todo, adaptándose a la legalidad vigente. Sus perros escan llevan un bozal de impacto, terminado en punta de acero. "En España, no está permitida la mordida", comenta.
 
Aparte de disuadir al agresor, en caso de ataque, la misión del perro es paralizarlo y que la víctima cuente con tiempo para pedir ayuda. "El teléfono no me sirve de nada, cuando van a por ti, van a por ti", comenta María sobre los mecanismos telemáticos actualmente arbitrados por las administraciones. "Sé que mi perro me va a defender mejor que cualquier persona. Hasta duerme con las orejas hacia arriba, en alerta". Se llama Lua, una pastora belga que vive con María desde hace dos meses. "Está muy bien educada y sabe perfectamente qué tiene que hacer en cada momento. Cuando un hombre viene a mi casa, por ejemplo, tiene que agacharse para que Lua lo identifique".
 
Es un largo proceso de entrenamiento. "El trabajo con el perro puede durar unos tres meses y luego se pasa a una segunda fase de trabajo con la víctima, que puede oscilar desde un mes a otros tres, en función de la capacidad de la persona."
 
No todas son aptas. Para poder acceder a un perro escan es necesario cumplir con unos requisitos. "En la ONCE hay unos 2.000 afiliados y solo 500 perros lazarillos y esto no es un juego", apostilla Soleto. Es imprescindible contar con una sentencia firme y una orden de alejamiento. Solcan dispone de un equipo de psicoterapeutas que efectúan una entrevista personal. "Si dan su visto bueno y si no hay ningún problema (miedo a los perros, alergias, etc.), se accede al programa y se comienza a trabajar".
 
Aquí es donde interviene David Arias, experto en adiestramiento canino, que ha recibido la formación previa de Solcan, dueña de la patente y con distribuidores en distintas comunidades, para poder ofrecer en Almería perros escan. Acaba de abrir hace apenas dos meses un centro en Roquetas de Mar (camino del Algarrobo, número 70), y ha dirigido cartas a las diversas asociaciones de víctimas de violencia de género para ponerles en conocimiento de la utilidad de estos perros.
 
"Recuperan a la mujer y puede salir a la calle sin miedo, pues sabe que va a tener a un animal que la va a defender incluso hasta la muerte, sin provocar lesiones al agresor. Arrollan al hombre, evitando la agresión directa a la mujer". Cualquier víctima de violencia de género interesada puede ponerse en contacto con este centro de Roquetas que, a su vez, solicitará un perro adecuado a Solcan y, tras pasar las pruebas exigidas, podrá comenzar a familiarizarse con el animal y trabajar en el entrenamiento común en las instalaciones almerienses y un mínimo de diez días de adaptación.
 
En la base murciana hay disponibles a día de hoy 16 perros escan. Son en su mayoría pastores alemanes y belgas malinois, dos razas que atesoran cualidades propicias para este servicio, como son un gran instinto de protección y sociabilidad.
 
Recomiendan la compra en lugar de alquiler, una posibilidad para perros adiestrados que ofrece también la Residencia Canina de Roquetas de Mar. "Los perros escan se compran", explica Soleto, quien aclara que el contrato que se firma estipula que el animal debe ser devuelto a Solcan en el caso de, por cualquier circunstancia, la persona firmante no pueda mantenerlo.
 
La empresa se compromete, por su parte, a efectuar controles periódicos al objeto de facilitar el "reciclaje, tanto de la persona como del perro. Comprobamos que su adiestramiento no ha bajado y también que el perro esté bien atendido". Una preocupación por la que Solcan ha entrado en contacto con una empresa para la fabricación de chalecos antibalas especiales para estos perros guardaespaldas. Otro plus de seguridad para las víctimas de violencia de género.

Bookmark and Share
Opiniones
No existen opiniones para este elemento.
Calle Génova 15
28004 Madrid
Teléfono: 91 557 70 71. Fax: 91 319 69 29
e-Mail: info@mujeresenigualdad.com
Facebook Twitter Flickr Youtube

Esta página está optimizada para navegadores
Chrome, Internet Explorer 9 y Firefox 4.0

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra
política de cookies