«Ellos serán más fuertes, pero nosotras más hábiles»

LAVOZDIGITAL.ES-17/11/2010

La nueva agente de la comisaría portuense rebasó a sus 87 compañeros en las pruebas físicas y teóricas con un 8,54

Ana Isabel Pérez Primera de la 33º promoción de la Policía Local
Se llama Ana Isabel Pérez Rueda, tiene 29 años y es malagueña. Una chica normal, que estudió psicología sin imaginarse que terminaría siendo la número uno de su promoción en la nueva hornada de la Policía Local en Andalucía, que ha puesto a 87 nuevos agentes en la calle. Su destino, la Comisaría de El Puerto, donde realizó sus prácticas durante cinco meses. Antes tuvo que superar varias pruebas físicas y un vasto temario teórico en la Escuela de Seguridad Pública de Andalucía, donde el consejero de Gobernación, Luis Pizarro, le entregó su placa el pasado lunes.
 
-¿Por qué eligió El Puerto?
-Me gustaba, porque tiene costa y es una ciudad similar a Málaga. Grande, con muchos habitantes, y con una plantilla grande también. Yo tuve en cuenta que me gustara la ciudad en la que optar a una plaza.
 
-¿De dónde le viene la vocación?
-La verdad es que no tengo precedentes en mi familia. Cuando terminé la carrera de Psicología comencé Criminología. El 80% de mis compañeros eran policías y comencé a interesarme por ese mundo. Me llamaba la atención. Sobre todo por lo que tiene de proximidad en el trato con los ciudadanos. Además es una profesión activa, dinámica, nada rutinaria. Y se tiene la oportunidad de ayudar mucho.
 
-¿Fueron duras las pruebas físicas?
-Siempre me ha gustado el deporte: la bici, el snowboard... sobre todo los de aventura, como la escalada... Aquí ha habido pruebas de salto, lanzamiento de peso... atletismo... Sí, las pruebas son duras, pero las marcas son adaptadas a la edad y el sexo y no hay nada que no se supere con entrenamiento y esfuerzo. Hay que conseguir resistencia y fondo. En definitiva, estar en forma. También hay conducción de vehículos y motocicletas, tiro...
-Sacó un 8,5 de media. ¿Cuáles son los contenidos teóricos que estudia un policía?
-De todo. Intervención policial, investigación de accidentes de tráfico, criminología, atestados, función y habilidades sociales...
 
-¿También hay que saber enganchar con la gente?
-Tenemos que conocer cuál es la función del policía en diferentes sectores como la inmigración, el absentismo escolar, la violencia de género, el trato hacia las personas mayores, las barriadas... Y por supuesto saber empatizar con los ciudadanos.
 
-¿Eso significa que los policías han de ser un poco psicólogos?
-Claro, hay que entender a la persona a la que le tienes que multar, intentar ponerte en su papel, no entrar en debates ni discusiones que no llevan a ninguna parte...
-¿Y en algún momento ha sentido discriminación por ser mujer?
-La verdad es que me lo esperaba peor. Cuando me vi entre tanto hombre y éramos tan pocas mujeres... Pero me he sentido muy integrada, tanto en la escuela como en las prácticas. No he notado distinciones por el hecho de ser mujer. Por ejemplo, en las clases de defensa personal nos mezclábamos...
 
-¿No cree que la gente sigue pensando que una mujer policía no es equiparable a un hombre?
-Cada vez es más normal la presencia femenina, pero siempre habrá personas que crean que las mujeres no son capaces de rendir al mismo nivel que los hombres. Yo digo que cada uno tiene sus propias armas. Quizá nosotras no tengamos la fuerza y la corpulencia de un hombre, pero somos más cercanas con la gente, tenemos más habilidades sociales y más empatía. El buen policía es aquel que evita y previene las infracciones, no el que las detiene.
Bookmark and Share
Opiniones
No existen opiniones para este elemento.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra
política de cookies